“Comenzamos un nuevo capítulo en la historia del país. Después de 4 años de oscurantismo, después de haber tenido que venir a esta cámara en las últimas aperturas de sesión a escuchar falacias y argumentos espurios que justificaban el malestar ciudadano, finalmente nos reencontramos este año y dimos inicio al período legislativo 2020. Escuchamos a un Presidente, que si bien está claramente preocupado por la situación macroeconómica y social que dejó el macrismo y su CEOcracia, está decidido a gobernar en pos del bien común. Es un Presidente comprometido con su pueblo, que se levanta temprano todas las mañanas para llevar soluciones a las numerosas necesidades y demandas de los diferentes sectores. Así lo plasmó hoy en su discurso. Enumerando las políticas ya implementadas y las que vendrán, sobre las cuales deberemos legislar para que la Argentina sea cada día un país más inclusivo”. Sostuvo la senadora nacional, Silvina García Larraburu.

La senadora ponderó particularmente lo actuado en materia de ciencia y tecnología, el incremento de becas e ingresos de los becarios CONICET y el regreso de un modelo de país que incorpora la ciencia, tecnología e innovación nacional, como pilares elementales del desarrollo. “Tal cual indicó el Presidente, este es un gobierno de científicos, y no de CEOs”, señaló Larraburu.

Por otra parte, Larraburu consideró que es menester agilizar el tratamiento del proyecto de capitales alternas, en el cual se ubica a la Ciudad de Bariloche como epicentro y nuevo polo de gestión nacional de Rio Negro. “La ciudad andina tiene muchísimo para aportarle al país en materia de innovación científica y generación de valor agregado nacional. Estoy convencida que aceitando la articulación de las instituciones, organismos, empresas y demás dependencias, lograremos enaltecer el trabajo de nuestros compañeros científicos y aportar al desarrollo nacional. A su vez, en tanto polo turístico y fuente de ingreso de divisas, debemos seguir trabajando mancomunadamente para posicionar a la región en el mapa turístico mundial. Y como en todo círculo virtuoso, se genera trabajo en casa y se ensanchan las arcas de la Nación”.

Finalmente la senadora sostuvo que: “la responsabilidad que nos toca es enorme, vamos a estar a la altura de las circunstancias, y a trabajar, legislar codo a codo con el Presidente, para poner a la Argentina de pie. Esto lo arreglamos entre todos, o no lo arregla nadie”. Y remató: “Volvimos, volvimos mejores y vamos a dar vuelta la historia”.